La guerrilla aspira tomarse el poder en el Magdalena

0
215

Hay suficientes pruebas de que Carlos. Caicedo y Virna son candidatos de Farc. El mismo Iván Márquez se sentó a la mesa en plena campaña política con Carmen Patricia Caicedo en alianza con Fuerza Ciudadana. La más fehaciente prueba de sus vínculos con esa guerrilla es el nombramiento de varios ex guerrilleros en el gobierno distrital

Investigación

EL AVISPON

La aparición el pasado jueves de un video en el que los máximos dirigentes de las Farc anunciaron el retorno a la guerra, desafiando al Estado con sus armas, dejó en evidencia la mala intención que ha tenido esa guerrilla de tomarse el poder en varias regiones del país, incluyendo el Departamento del Magdalena.

Ese video sacó a relucir acuerdos soterrados de esa guerrilla con movimientos políticos que precisamente se habrían creado en la legitimidad para aparentar una falsa intención de reinserción a la vida civil pero que a la larga no era más que una estrategia bien pensada sobre cómo llegar al dominio absoluto del pueblo sumiso, iluso y esperanzado en buenos gobiernos.

Hay suficientes pruebas que demuestran los vínculos del hoy candidato a la Gobernación Carlos Caicedo Omar y la candidata a la Alcaldía de Santa Marta, Virna Liz Jhonson  Salcedo con la guerrilla de las Farc, ya sea como movimiento político o como disidencia, según ha comenzado a llamársele desde que se publicó el citado video.

Algunos de los memes que comenzaron a circular en redes una vez las Farc anunció la retoma de las armas. En uno de ellos se coloca dentro de las filas de esta guerrilla a Caicedo y Virna.

El mismo Iván Márquez se sentó a la mesa en plena campaña electoral con Carmen Patricia Caicedo, en representación del Movimiento Fuerza Ciudadana, creado y fundado por su hermano Carlos Eduardo, para aparentar político independiente en el Magdalena.

Iván Márquez, máximo dirigente de las Farc estuvo en Santa Marta respaldando la candidatura de Carmen Patricia Caicedo a la Cámara, reunión en la que se acordaron incluso el nombramiento de ex guerrilleros en el gabinete y el otorgamiento de contratos a miembros de esa guerrilla.

Reunión en la que se sellaron acuerdos que después se tradujeron en el nombramiento en el gabinete de Rafael Martínez de varios ex guerrilleros y el otorgamiento de contratos a otros, quienes también estuvieron militando en la misma guerrilla. En otras palabras, se entregó el poder del Estado a la merced de una guerrilla que ya venía pensando en volver a las armas.

Los vínculos de la actual administración distrital con las Farc han sido tan fuertes que las distintas manifestaciones de respaldo a Caicedo y Martínez por sus líos con la justicia, han estado encabezadas por dirigentes de esta guerrilla, quienes han sacado a relucir las banderas que simbolizan la causa insurgente.

Y como si fuera poco, en plena campaña electoral, Caicedo se hace acompañar en sus giras proselitistas de dirigentes de las Farc, incentivando el resurgimiento de movimientos guerrilleros en zonas en donde la presencia de esta insurgencia se había extinguido, como el caso de Pivijay y la Zona Bananera.

Recientemente, Caicedo estuvo haciendo campaña proselitista como candidato a la Gobernación del Magdalena en la Zona Bananera en donde un grupo pequeño de líderes de las Farc le expresaron su respaldo y lo mismo ocurrió en otros municipios como Pivijay, Chivolo y Plato, en donde han comenzado a resurgir células guerrilleras.

Lo mismo ha venido ocurriendo en ciertos sectores de Santa Marta, de tradicional presencia insurgente, por lo que se teme el renacimiento de grupos paramilitares que el pasado contrarrestaron a bala la presencia de la guerrilla en la ciudad.

Analistas políticos, dijeron a EL AVISPON que el rearme de esta guerrilla representa un peligro para Santa Marta y el Magdalena si se tiene en cuenta las pretensiones políticas de representantes de la misma como Carlos Caicedo Omar y Virna Liz Jhonson de tomarse el poder mediante la elección popular.

Los hoy candidatos a la Gobernación Carlos Caicedo Omar y Virna Liz Jhonson, cuentan con el respaldo de las Farc, en sus aspiraciones a llegar a la Gobernación del Magdalena y la Alcaldía de Santa Marta respectivamente.

Dicen los analistas que afortunadamente el pueblo magdalenense conoce los crímenes que esa guerrilla cometió en esta región del país, nunca resarcidos en el marco del proceso de paz, por lo que ahora saldrán a relucir los resentimientos que muy seguramente se verán reflejado en las urnas el próximo 27 de octubre, con el rechazo rotundo a sus candidatos.